Miguel Arguedas

Buscar trabajo – Parte 1 – Resumé

por

En mis seminarios y charlas siempre tengo preguntas sobre cómo realizar la mejor búsqueda de un nuevo empleo.

Voy a dedicar una serie de artículos a este tema tan importante para ayudarte a considerar la forma más efectiva de lograr un nuevo empleo.

En esta primera entrega, nos vamos a enfocar en el diseño y construcción de un resumé, hoja de vida o currícum vitae.

El objetivo principal del currículum vitae o como más popular se conoce en la actualidad, el resumé, es el conseguir una entrevista de trabajo. Ahí radica la importancia de plasmar en él tus habilidades, cualidades y áreas de interés predominantes.

Hoy en día, el resumé se ha hecho más práctico y sencillo. Es más pequeño que una hoja de vida. En el se valora la legibilidad y la claridad de forma y fondo de la información. Es importante seguir con las tendencias actuales en el diseño de tu currículum, eso impacta directamente con la imagen que se crea el entrevistador sobre tu persona.

El entrevistador NO TE CONOCE y esta hoja de papel será la que deba convencerlo de que eres tan valioso para su empresa, que mereces que el invierta una hora de su tiempo en ti.

Los principales puntos para desarrollar en un currículum vitae son los siguientes:

Datos Personales: No debemos incluir información sobre género, raza, edad, ni demás datos que puedan juzgar una diferencia social, a no ser que sea evidentemente necesario. Esta información lo proveeremos en la entrevista. Únicamente incluyamos el nombre completo, dirección, teléfonos y correo electrónico.

Objetivo Profesional: Siempre debe de comenzar con un verbo. Debe reflejar la dirección que deseas dar a tu vida profesional y los puestos o las áreas de interés a las que aspiras.

Áreas de Interés: Específica en qué áreas deseas desenvolverte dentro de la empresa.

Experiencia Profesional: Debe comenzar con el puesto más actual y terminar con el más antiguo. Esto es muy importante. Las prácticas profesionales las puedes incluir en este punto. Es importante incluir las fechas (de inicio y conclusión), el nombre de la empresa (si no es muy conocida puedes especificar de manera muy breve el giro), el nombre del puesto y los logros que tuviste en el mismo. Debes empatar los logros con cada una de las funciones del puesto. Mientras más específicos y fundamentados estén los logros es mejor.

Escolaridad o Educación Formal: Debe comenzar con el más alto grado obtenido, especificando nombre de la institución, carrera o especialidad, y fechas de inicio y graduación. Si has llegado a la universidad, es importante que NO incluyas tus estudios de secundaria y primaria. Puedes incluir un pequeño espacio de “Logros Académicos” donde menciones reconocimientos o menciones especiales (Becas, premios, alumno distinguido, cum laude

, etc.) obtenidas durante tu carrera universitaria (nunca incluyas reconocimientos obtenidos en primaria o secundaria).

Idiomas: Especifica el porcentaje de los idiomas que conozcas. Si lograste un reconocimiento oficial como el TOEFL en el caso del inglés, mucho mejor.

Manejo de Software: Indica qué paquetes computacionales manejas. El manejo de Internet es muy valorado en algunas empresas.

Actividades Extracurriculares: Si participaste en la organización de congresos, mesas directivas, equipos representativos, actividades sociales o culturales, etc., es importante que lo menciones pues dan valor importante a tu resumé.

Fotografía: Preferiblemente no incluir fotografías, pero si la incluyes, cuida que sea pequeña, que aparezcas con saco (hombres y mujeres) dando una imagen muy formal y profesional y colócala en la esquina derecha de la primera página.

Toma en cuenta estas recomendaciones y estarás listo para empezar la búsqueda  del nuevo trabajo. Crear un hoja de vida no es un trabajo fácil y debes considerar tiempo para trabajar en ello. Compártelo con algunas personas para recibir sus impresiones y ajústalo hasta que estés satisfecho.

Una hoja de vida o currículum vitae se considera más un perfil completo y con  mayor detalle y es poco probable que un entrevistador esté interesado en entrevistarte si este tiene más de dos páginas.

En lo personal, yo entrevisto personas con regularidad y aunque deseo conocer todos los detalles de la vida de un buen candidato, no deseo enterarme de todo hasta que haya iniciado el proceso. Por eso, mejor enfócate en un resumé de máximo dos páginas que impacte y te garantice la entrevista, que siempre podrás agregar toda la información que desee cuando enfrentes la entrevista.

Website Pin Facebook Twitter Myspace Friendfeed Technorati del.icio.us Digg Google StumbleUpon Premium Responsive

2 Comments

    • Alejandra, tu pregunta es muy valiosa para la construcción de un resumé y te responderé que si y no. Si el puesto al que estas aplicando tiene un único fin, entonces es mejor referirse solo a esa área y no anotar mucho sobre otros conocimientos. Una vez en la entrevista podrás juzgar si es positivo agregarlas como parte del dialogo.

      Si por el contrario no estas aplicando para un solo puesto, es mejor incluir todas las actividades extracurriculares afines o no a un puesto específico. En muchas ocasiones el incluir la información podría ofrecer más amplitud de criterio al entrevistador y quizás fortificar la oportunidad buscada para conseguir la entrevista.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Los últimos Éxito

Planifica tu meta

El objetivo que debe guiar nuestra acción no depende de la suerte.
Ir Arriba